El sistema detecta la geolocalización del visitante de tu página a partir de su IP. Según el país de donde proviene le asigna la moneda correspondiente. Para el pago se calcula un factor de conversión a tu moneda predeterminada.